Virus Ransomware, una gran amenaza informática

Virus Ransomware, una gran amenaza informática

Virus Ransomware, una gran amenaza informática

El Ransomware, el malware que cifra la información de los usuarios y exige un rescate para su recuperación, se ha convertido en una de las principales amenazas informáticas tanto para usuarios domésticos como para empresas del 2016.

Es un tipo de virus informático que somete a todos los archivos del usuario a un procedimiento de encriptación. Este tipo de malware no es como un virus que se propaga de un ordenador a otro, hay que instalarlo manual o automáticamente, mediante un engaño de la víctima. El ransomware se camufla dentro de un programa con un gancho muy apetecible para hacer que el usuario lo instale o entre en contacto con él de forma voluntaria. Por ejemplo, un email con una supuesta factura, un juego, una web para ver vídeos, un programa para descargar películas o juegos… Incluso se hace pasar por un antivirus o herramientas que aceleran la velocidad de funcionamiento de tu PC. También se camufla como actualizaciones del sistema Windows o de Adobe Flash o se cuela automáticamente, por ejemplo al entrar en ciertas webs de dudosa reputación o al abrir ciertos emails con ficheros adjuntos o enlaces.

Quizás sea la desesperación o la impotencia pero la técnica empleada con este tipo de virus lo está convirtiendo en un negocio cada vez más rentable y creciente ya que muchos de los afectados ceden al chantaje y pagan. El número de dominios de Internet que sirven ransomware se ha incrementado de forma masiva en los últimos tres meses  y los cibercriminales buscan sacar provecho.

Con El Ransomware, todo el mundo es un posible objetivo

La posibilidad real de quedarse sin acceso a su información puede suponer un verdadero problema y una amenaza a la continuidad del negocio. Independientemente de si se trata de una gran corporación o de una pequeña tienda de barrio, todos los usuarios son víctimas potenciales del ransomware.

Existen distintas variantes de ransomware lanzadas por los ciberdelincuentes, entre las más conocidas y las que más se han extendido a nivel mundial nos encontramos con Cryptolocker, Locky, TeslaCrypt y CTB-Locker. Todos operan de la misma forma, utilizan ficheros adjuntos con extensión .exe que se hacen pasar por falsos documentos Word, PDF etc., en correos electrónicos con asuntos de todo tipo para engañar al usuario. En España por ejemplo CryptoLocker  se ha dado a conocer por emplear e-mails que simulan provenir de Correos  o Locky, el ransomware que se difunde como documento Word malicioso.

Todo esto representa un serio problema para las empresas que no disponen de un plan de contingencia y de continuidad de negocio en el caso de verse afectados por esta amenaza. A pesar de que las medidas de protección incluyen aspectos tan básicos como la copia de seguridad, esta no se encuentra disponible o no se encuentra lo suficientemente actualizada en muchos casos.

Desde Evotec resaltamos la  importancia de realizar copias de seguridad de los ficheros más importantes para, en el caso de verse obligado, poder restaurarlos sin ceder al chantaje de los cibercriminales.  Además de esto, para reducir el riesgo de este virus le recomendamos:

  • No ejecutar los archivos adjuntos de los correos electrónicos de SPAM y no descargar ficheros procedentes de páginas de dudosa legalidad.
  • Evitar visitar webs sospechosas y acceder solo a páginas web conocidas y de cierto prestigio.
  • Mantener su sistema operativo y todos los programas y aplicaciones actualizadas, junto con un buen software antivirus.

Ante cualquier duda, si cree que sus equipos han sido infectados le recomendamos consultar con el departamento de sistemas de EVOTEC.

 

Share

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies